Tag Archive 'gobierno de polonia'

El gobierno de Polonia

El gobierno de Polonia

EL PAÍS HA RESUCITADO CON EL TAMAÑO DE HACE DIEZ SIGLOS:
¿Cómo es este país, que a pesar del maltrato de la historia, resurge una y otra vez de sus cenizas para anotarse distinciones tan fuera de lo corriente? La Polonia actual tiene más o menos las mismas dimensiones geográficas que alcanzó hace mil años, cuando el príncipe Mieszko, (de la dinastía Piast), unió bajo su gobierno a varios territorrios eslavos que se extendían entre los ríos 8ug y Oder. Fue el primer soberano polaco convertido al Cristianismo (año 960), y con él comienza la historia escrita de Polonia. Sin embargo, la historia del pueblo polaco se remonta mucho más atrás, pues las investigaciones arqueológicas han demostrado que, en el siglo III, habitaba en la región meridional de lo que es hoy el país, un pueblo cuyos integrantes son conocidos como visitulia-nos (Wislanie), los que acabaron por ser absorbidos por otro llamado polonés.
Estos límites actuales de Polonia fueron acordados entre julio y agosto de 1945 por los Estados Unidos, Inglaterra y la Unión Soviética —representados por sus dirigentes de aquel entonces, respectivamente, Harry S. Truman, Winston Churchill, y Josef Stalin— en la conferencia celebrada en la ciudad alemana de Postdam, quedando así el país con una extensión de 311.730 kilómetros cuadrados.
Aunque perdió terreno (antes de la guerra su superficie era de 388.000 kilómetros cuadrados), ganó una costa de 664 kilómetros en el Mar Báltico, circunstancia que ha facilitado su acelerado progreso. Antes del conflicto bélico, Polonia sólo tenía en ese mar 72 kilómetros de costa, los cuales constituían la salida al mar del llamado “corredor de Polonia” que se creó al finalizar la Primera Guerra Mundial.
El nombre de Polonia, en su propio idioma, es Polska, que significa “campos” y también “llanura”. Y, en verdad, Polonia es casi totalmente una extensión de tierra que presenta sólo ligeros accidentes topográficos, cuyas escasas elevaciones y orientación de Sur a Norte le imparten una agradable variedad al paisaje, aunque no alcanzan a quitarle un perfil que es, esencialmente, el de una llanura. Sólo en su región más meridional hay colinas algo elevadas que van desde el río San (que baja de los Cárpatos) hasta el Nesse.
El paisaje es vivificante en toda Polonia, debido a la abundancia de corrientes fluviales, lagos y bosques. Hay muchas poblaciones que conservan lo pintoresco de la antigua arquitectura provinciana predominante, y las ciudades —reconstruidas en su gran mayoría después de la Segunda Guerra Mundial— resultan majestuosas y armónicas por el rigor artístico con que se ha supeditado lo contemporáneo a lo tradicional en la restauración de sus edificios.

Escrito por en Polonia

Sin Comentarios